No. Una vez aplicado lo puedes retirar, pero no recolocar en otra zona o superficie. Al retirarlo pierde su nivel de adherencia óptimo y por esta razón no te pegaría lo suficiente si pretendes cambiarlo de sitio.